Esterilidad

La esterilidad es considerada una condición definitiva de infertilidad. Es decir una mujer o un hombre que no pueden tener hijos y en los que ningún tratamiento será efectivo o no existen tratamientos para su condición. Distinta es la infertilidad en la que el diagnóstico se hace tras un año de no lograr embarazo al tener relaciones sexuales en forma periódica y sin ningún método contraceptivo. La mayoría de las parejas con infertilidad tienen una causa de su trastorno y además tendrán un tratamiento que les permitirá lograr embrazarse.